Cuánto cuesta la falta de engagement en tu empresa

·

El compromiso empresarial, también conocido como engagement empresarial, es uno de los factores más influyentes en una organización. Cuando los empleados están motivados, las pérdidas son mínimas, pero cuando existe retención o desmotivación laboral, los costos pueden ser millonarios.

Sin embargo, la motivación no es el único factor. Para que una compañía prospere y evite gastos innecesarios, es necesario contar con personal colaborador que ofrezca opiniones y tenga iniciativas.

Además, los superiores o líderes deben escuchar todas las quejas y propuestas. En resumen, si se motiva y se apoya a los trabajadores, ellos fortalecerán la compañía.

El verdadero costo de la falta de engagement en tu empresa

Según Gallup Workplace, la falta de engagement en una empresa puede resultar en pérdidas que superan los 7.8 billones de dólares. Esta es una pérdida que no se puede pasar por alto.

Sin embargo, la falta de compromiso por parte de los empleados no es únicamente culpa de ellos. En un país donde menos del 21% del personal se encuentra comprometido, los líderes deben asegurarse de ofrecerles motivación. ¿Pero cómo lograrlo?

Podría interesarte: Cómo las credenciales digitales mejoran los ingresos de las organizaciones

Avanza en la construcción de equipos comprometidos

A día de hoy, existen siete claves que todo buen líder debería poner en práctica para aumentar significativamente el compromiso de los empleados. Estas son:

  1. Confía en los empleados: Muchas empresas cometen el error de creer que dar autonomía a sus empleados puede afectar su rendimiento. Sin embargo, si los empleados se sienten valorados, sentirán la necesidad de ofrecer lo mejor de sí mismos.
  2. Crea entornos de trabajo seguros: Como líder, debes demostrar que los empleados pueden compartir sus ideas en un ambiente laboral seguro, donde no serán reprendidos ni objeto de burlas, sino escuchados.
  3. Comparte los objetivos de la empresa: Una de las causas de las pérdidas es que la compañía no comparte su filosofía con los empleados. Vende la visión de la empresa, anima a los trabajadores a participar y ellos se comprometerán.
  4. Mantente cerca de los trabajadores: Los empleados suelen sentir que los líderes están en un nivel superior. Demuestra que no es así, apóyalos, trátalos con libertad, escúchalos y haz que se sientan tan importantes como su líder.
  5. Fomenta el trabajo en equipo: Aunque algunos perfiles profesionales pueden trabajar mejor de manera individual, hay otros que prefieren la compañía de sus colegas. Está comprobado que los equipos de trabajo colaborativos ofrecen un mejor rendimiento laboral.
  6. Incentiva las necesidades de tus trabajadores: Muchas empresas tienen programas de incentivos para motivar a sus empleados. Cada vez que se logren resultados extraordinarios, se les otorga un reconocimiento. Cabe destacar que el premio no tiene que ser necesariamente en forma de dinero.
  7. Reconoce el esfuerzo: Un verdadero líder está pendiente de su equipo, reconoce sus logros y fracasos. Cada vez que realicen un excelente trabajo, felicítalos. Incluso cuando fracasen, no los critiques, aconséjalos. También es importante reconocer las diferentes habilidades de tus trabajadores y evaluar sus estrategias y su constante motivación por mejorar.

Sin embargo, para lograr este objetivo, es necesario que el líder elabore una estrategia de reconocimiento y la mantenga de manera constante en su planificación.


En qué consisten las insignias digitales y sus ejemplos de uso


Protege y mejora el engagement laboral

La motivación es una prioridad a la hora de proteger y mejorar el engagement laboral. Si bien los costos laborales son importantes, el ahorro empresarial también lo es. Cuando los empleados están motivados y enfocados, no solo los líderes obtienen recompensas, sino que todo el personal debe ser premiado. ¿Cómo? A través de un líder que los tome en cuenta.

Un buen líder:

  • Establece líneas de comunicación internas.
  • Establece expectativas realistas.
  • Pone a disposición de los empleados la información básica.
  • Recopila opiniones y valoraciones de la plantilla.
  • Respeta las pautas éticas fundamentales.
  • Mantiene una buena reputación de la empresa.
  • Se abre a la innovación.
  • Promueve actividades fuera del horario laboral.
  • Fomenta la confianza en el equipo.
  • Considera la coherencia como una de las principales cualidades del liderazgo.
  • Impulsa la retroalimentación.
  • Apoya el crecimiento de sus empleados.
  • Aprende a delegar.
  • Entiende que no todos los logros están relacionados con la economía.
  • Resuelve problemas de manera conjunta.
  • Lee revistas empresariales, sigue consejos de superiores, se informa sobre las habilidades de sus empleados y los utiliza para avanzar.

Sin embargo, no toda la responsabilidad recae en la cabeza del equipo. El compromiso debe verse como una responsabilidad compartida entre todos los miembros de la organización. Después de todo, es un pilar estratégico para el crecimiento de la misma.

Entonces, ¿cuánto cuesta la falta de compromiso en tu empresa? Los servicios empresariales no son solo para los líderes, sino también para sus empleados. Si deseas el compromiso de todo el personal, comprométete a elevar sus niveles de engagement.

Anabella Laya
CEO Acreditta

Suscríbete al blog aquí y recibe todos nuestros contenidos

Empieza hoy gratis

¡Crea y envía tus primeras credenciales digitales en pocos minutos!